Presidente Duque y ministro Correa lanzaron el ambicioso programa Un Millón de Corales por Colombia

  • “Un coral es una muralla que protege a nuestras regiones en las temporadas de huracanes”, dijo el presidente de la República.
  • “Sigue Colombia marcando un liderazgo muy importante no solamente en Latinoamérica y el Caribe, sino a nivel mundial”, dijo el ministro de Ambiente.

El presidente de la República, Iván Duque, y el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Carlos Eduardo Correa, lanzaron hoy el programa Restaurando Un Millón de Corales por Colombia, para recuperar, rehabilitar y/o restaurar 200 hectáreas de arrecife coralino con el fin de aumentar la cobertura de coral vivo del país y cumplir, entre otros propósitos, con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

La puesta en marcha de esta estrategia significará una inversión inicial de 8450 millones de pesos entre los años 2021 y 2022, de los cuales el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible aportará 6000 millones, en asocio con Parques Nacionales Naturales (600 millones), Conservación Internacional Colombia (600 millones), Corales de Paz (250 millones) y 1000 millones más de parte de otros aliados.

Duque comentó que este es el proyecto más ambicioso relacionado con una nueva reserva coralina. “Este es un testimonio de lo que puede hacer el Ministerio de Ambiente cuando trabaja con todo el Sistema Nacional Ambiental y la cooperación internacional. Un coral es, en sí mismo, una muralla que protege nuestras regiones en las temporadas de huracanes, en la medida en que fortalezcamos la reserva coralina tendremos más protección natural frente a estas amenazas”, dijo el mandatario.

Carlos Eduardo Correa afirmó: “Hoy es un día muy importante para los colombianos y el planeta porque lanzamos aquí en San Andrés el programa Un Millón de Corales por Colombia. Ya tenemos alrededor de 10.000 colonias de corales en diferentes guarderías en 11 puntos del archipiélago”.

Correa expresó también que se sigue trabajando, además, en la restauración a través de la Operación Cangrejo Negro en Providencia. “Hay buenos avances en la restauración, en la construcción de viveros, ya hay 320 familias en el programa Pago por Servicios Ambientales que están trabajando en este proceso y 1400 colonias de corales recuperadas. Sigue Colombia marcando un liderazgo muy importante no solamente en Latinoamérica y el Caribe, sino a nivel mundial”, manifestó.

El director del Programa de Restauración de Arrecifes de Coral de NOAA, Tom Moore, envió un mensaje: “En muchos lugares del mundo, así como en Colombia, los corales están bajo amenaza extrema. Colombia está en una posición única para restaurar estos ecosistemas estratégicos, ya que la mayoría de sus arrecifes ubicados en el mar Caribe son parte del archipiélago. Los aplaudo a ustedes y aplaudo al Gobierno colombiano por sus esfuerzos para sacar adelante este proyecto”.

Áreas a intervenir

En el archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina se intervendrán las áreas coralinas Distrito de Manejo Integrado del Área Marina Protegida Seaflower y el Parque Nacional Natural McBean Lagoon; otras se ubican en la zona continental: Parque Nacional Natural Tayrona y Bahía de Taganga (Magdalena); Parque Nacional Natural Corales del Rosario y San Bernardo, Isla Barú, Isla Palma e Isla Fuerte (Bolívar); Rincón del Mar (Sucre); Santuario de Fauna Acandí, Playón y Playona (Caribe chocoano); en el Pacífico, el Parque Nacional Natural Utría (Chocó), y el Parque Nacional Natural Gorgona (Cauca).

Otras áreas, tanto en el Caribe como en el Pacífico podrán ser incorporadas, especialmente en La Guajira, Córdoba y el Urabá antioqueño.

Así se hará

En cada área coralina se emplearán al menos dos técnicas, derivadas de la jardinería de corales: el cultivo de corales en cuerdas y mesas, y la micro fragmentación. La primera permitirá emplear corales de oportunidad (naturalmente fragmentados) y el stock (coral en el hábitat) ya disponible en las diferentes áreas coralinas, como semilla. La segunda facilitará la generación de miles de pequeños fragmentos de corales, a partir del cultivo y del fragmento de oportunidad, que pueden ser trasplantados directamente sobre el arrecife.

Se construirán, asimismo, 40 nuevos viveros de cuerdas y mesas para generar 100.000 fragmentos de especies ramificadas; con la micro fragmentación se producirán los otros 900.000 fragmentos que incluyen corales masivos.

La iniciativa tiene como aliados estratégicos a la Corporación para el Desarrollo Sostenible del Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina (Coralina), la Corporación Autónoma Regional del Canal del Dique (Cardique), la Corporación Autónoma Regional del Magdalena (Corpamag), la Corporación Autónoma Regional de Sucre (Carsucre), la Corporación para el Desarrollo Sostenible del Urabá (Corpourabá), el Instituto de Investigaciones Marinas y Costeras (Invemar), la Fundación Malpelo, escuelas y centros de buceo, las ONG locales, organizaciones de pescadores artesanales y la academia.

“¡Conservémosla!”

El director de Conservación Internacional Colombia, Fabio Arjona, dijo que nadie en el planeta había emprendido una iniciativa como esta, muy necesaria porque, de no restaurar los corales, “es posible que en 2050 no contemos con ellos”.

“Establecer un millón de fragmentos de coral en dos años constituiría el más robusto programa de restauración. Tenemos la experiencia, contamos con la capacidad científica de personas que pueden hacerlo. Hay una robustez institucional en Colombia y una decisión del Gobierno para este programa de restablecer un millón de corales en la década de la restauración. La naturaleza no necesita de las personas, las personas necesitan de la naturaleza para sobrevivir. ¡Conservémosla!”, manifestó Arjona.

Parece roca y se comporta como planta

Phanor Montoya, director de Corales de Paz, sostuvo que para Colombia los arrecifes coralinos son un sistema estratégico porque buena parte de la economía en las comunidades locales depende de este ecosistema para su subsistencia y seguridad alimentaria.

“Los arrecifes coralinos son un ecosistema estratégico para el planeta, no solo albergan una de cada cuatro especies que encontramos en los océanos, sino que además le dan a la economía del mundo más de 370 billones de dólares al año. Esa suma proviene principalmente de la recreación, los servicios de protección costera y la producción de alimentos. Los arrecifes de coral son una estructura que cambia las condiciones del mar, del fondo de los océanos; está compuesta por muchos corales, y un coral es un animal muy particular porque parece una roca y se comporta como una planta; esa es la belleza que tienen. Generan mucho hábitat y, por ende, muchos recursos, beneficios y servicios para la humanidad”, explicó Montoya.

Comentarios

Comentarios

Check Also

Córdoba con las basuras hasta el cuello y el desacato a una sentencia de la Corte Constitucional.

En Córdoba y en todo el mundo, los mandatarios tienen que entender que si continuamos …